Contenido de Los días navegados

 

                        Algo se muere en mí todos los días.
                                                                          J. Florez.

Gaviota de mis días navegados.
Isla de mares hondos.
Faro de tempestades.
Cuando se ausenta el tiempo,
trayendo soledades
la eternidad comienza entre tu sangre.
Solloza el día prendido
en los crespones del verano.
El solitario corazón también solloza.
Esté perdido el tiempo.
Los días sobreviven.
La soledad vigila los glaciares.
Te delata el olvido.
El ángel de la ausencia
silencia tus contornos.
De la muerte se vive.
Hay viajes sin retorno.
El corazón asigna soledades.